¿Cuáles serán las habilidades que deberá tener un profesional para trabajar en Turismo post COVID- 19?

habilidades que deberá tener un profesional para trabajar en Turismo post COVID- 19

La pandemia ha cambiado todo nuestro mundo conocido. Dentro del Turismo ya hemos visto cómo ha impactado y los cambios que estamos atravesando. Una de las cuestiones que quizás lleve un poco más de tiempo es ver qué habilidades deberán adquirir los profesionales del sector en este nuevo contexto.

Estamos viendo cómo las nuevas tecnologías se convierten más que nunca en un aliado. El profesional del turismo necesitará saber usar las nuevas tecnologías y sobre todo, saber gestionarlas, para poder informar y asesorar a un consumidor temeroso, ávido por volver a viajar pero que desconoce los procesos a los que deberá enfrentarse en esta “nueva normalidad”. 

Ya sabemos que el uso avanzado de software específico del sector, idiomas y conocimientos transversales del turismo son algunos de los principales requisitos que hoy las empresas turísticas demandan.

Sin embargo, hace 4 años en el congreso de Congreso Anual de FAEVYT (CAF 2016) Lorena Villamayor, Directora de la Escuela de Turismo y Hotelería de la USAL, introducía unas nuevas habilidades, hoy más vigentes que nunca: la innovación y la creatividad.

“Hay que pensar en un profesional que sea versátil y capaz de reinventarse todo el tiempo, a partir de la innovación y la creatividad”, sostenía Villamayor.

“Hay que pensar en un profesional que sea versátil y capaz de reinventarse todo el tiempo, a partir de la innovación y la creatividad”.

Lorena Villamayor, Directora de la Escuela de Turismo y Hotelería de la USAL

Hoy esas palabras se vuelven más vigentes que nunca, ya que ser creativo y saber innovar es fundamental para saber readaptar el negocio y el servicio turístico con rapidez.

Saber liderar proyectos propios, saber adaptarse a situaciones cambiantes, saber atender diversos mercados, serán también elementos clave. 

Con respecto a lo que no debe faltar en una carrera de Licenciatura en Turismo, Lorena Villamayor sostiene que debe tener una formación empresarial, una formación vinculada con la gestión de destinos, y siempre transversal el tema del marketing y de mercados.

En lo personal, considero que además debemos tener un perfil emprendedor, lo que necesariamente no implica ser emprendedor independiente: se puede emprender dentro de la empresa, proponiendo proyectos y desarrollándolos.

Las habilidades que deberá tener un profesional para trabajar en Turismo post COVID- 19 son:

  • Ser innovador y creativo.
  • Ser emprendedor
  • Estar comprometido con el trabajo.
  • Ser capaz de liderar equipos multidisciplinares.
  • Ser flexible
  • Ser resiliente
  • Saber adaptarse al cambio
  • Especializado en cultural digital.
  • Buscador de la excelencia 

…y por sobre todas las cosas, tener vocación de servicio.

Después de todo, como dicen en la cadena Ritz- Carlton …“somos damas y caballeros, atendiendo a damas y caballeros”.

Post COVID 19: ¿Conviene afiliarse a una cadena hotelera?

¿Conviene afiliarse a una cadena hotelera?

En los tiempos que corren, ¿es conveniente afiliarse a una cadena hotelera?. Hay hoteles que están apostando fuerte por las conversiones de marca para salir de la crisis: ¿es eso inteligente?

De acuerdo a una reciente nota en el sitio Skift, las compañías hoteleras más grandes del mundo confían en lograr conversiones de marca para impulsar su crecimiento post crisis coronavirus. Pero cambiar las banderas de una propiedad no siempre es una opción para generar nuevos ingresos.

La demanda de viajes se desplomó en el primer trimestre, mientras que el coronavirus se extendió por todo el mundo. Pero los ejecutivos de hoteles aún vieron oportunidades en medio del ambiente turbulento. Los directores ejecutivos de compañías hoteleras mundiales como Wyndham, Hyatt y Marriott mencionaron que el crecimiento en los próximos años probablemente se originaría en las propiedades que se conviertan bajo sus respectivas marcas. 

Un estudio de la Universidad de Cornell de 2015 se centró en 260 conversiones de marca que tuvieron lugar entre 1994 y 2012 en comparación con 2.750 hoteles que no cambiaron de marca. Según los datos de PKF Hospitality Research utilizados en el estudio, los hoteles independientes que se convirtieron en una marca afiliada aumentaron su ocupación en un promedio de casi un 7 por ciento. Las conversiones en general generaron un aumento promedio de ocupación del 6 por ciento.

Pero el informe señala que las conversiones en movimiento descendente funcionan mejor para mejorar la ocupación y las ganancias que las conversiones destinadas a hacer que un hotel sea más exclusivo. En el estudio de Cornell los operadores que realizaron conversiones dirigidas a mantener una propiedad dentro de la misma familia de marca o subir a un nivel superior, donde las tarifas a menudo son más altas, generalmente no vieron cambios materiales en los ingresos o las ganancias.

Los factores financieros podrían afectar a los operadores que se preguntan si la crisis es el momento adecuado para buscar una nueva afiliación a la bandera. Si bien las grandes marcas reconocen que su crecimiento según el pronóstico de conversión es el resultado del agotamiento de los préstamos para la construcción de nuevos hoteles, las conversiones de marcas aún requieren capital para renovar las propiedades de acuerdo con sus nuevos estándares de marca: por ejemplo, una conversión de 2013 citada en el estudio de Cornell del “New Orleans Ramada Suites” a “Holiday Inn Express & Suites” costó $ 2.7 millones.

Convertirse a una nueva marca implica invertir dinero para adaptarse a los nuevos estándares. No se trata de subir un logotipo y decir que “ahora pertenecemos a una nueva marca”. 

Una vez que un operador paga para renovar y adaptar una propiedad a los nuevos estándares de la marca, también se enfrentan a una ola de tarifas para seguir siendo parte de la familia de la marca. Las tarifas iniciales de franquicia pueden ser de cientos o miles de dólares, dependiendo de la escala de lujo de la propiedad. Luego vienen las tarifas de comercialización, las tarifas de reserva y un porcentaje tomado de los ingresos totales de la habitación. Eso puede ser difícil de aceptar en un momento en que la demanda de viajes es tan incierta.

El mercado ha cambiado por completo, y se esperaría que en tal situación algunos propietarios de hoteles se sintieran tentados por los grandes dólares de marketing que estas marcas tienen a su disposición. 

Sin embargo, las grandes marcas seguirán teniendo un argumento convincente para que los operadores de hoteles firmen acuerdos de franquicia en los próximos años. Junto con su conocimiento de marca, canales de distribución y presupuesto de marketing, es probable que las grandes marcas ofrezcan lo que los viajeros iniciales durante la recuperación del coronavirus anhelan: mayores estándares de salud y seguridad. 

Argentina: Plan de auxilio para el sector del turismo

Plan de auxilio para el sector del turismo

Se trata de un programa del ministerio de Turismo y Deportes que beneficia a las micro y pequeñas medianas empresas. Se pagará hasta 6 meses de Salario Mínimo por empleado y hasta 3 meses en el caso de Autónomos y Monotributistas. 

El gobierno lanzará en los próximos días un “Plan de Auxilio, Capacitación e Infraestructura” para el sector turístico al que ya asignó $ 3.900 millones y que el ministro de Turismo y Deportes, Matías Lammens, pretende engrosar con más fondos. El plan consta de tres “Fondos” con el que pretenden alcanzar a unas 2.000 empresas y a 20.000 trabajadores del sector.

El Plan de Auxilio, Capacitación e Infraestructura para el Turismo (PACIT) consiste en una serie de Fondos orientados a proteger el sector turístico y prepararlo para que se convierta en uno de los motores de la recuperación una vez normalizada la situación. Las medidas no solamente responderán a la urgencia actual, sino que también presentan una visión de mediano y largo plazo. 

En el corto plazo planea auxiliar a prestadores independientes, micro, pequeñas y medianas empresas del sector turístico. 

Está pensado también para el mediano plazo, ya que planea capacitar a decenas de miles de trabajadores del turismo y preparar al sector en lo que respecta a Seguridad e Higiene con los protocolos necesarios para afrontar la demanda de los turistas en un mundo post Covid-19. 

Y también es un plan de largo plazo porque incluye el financiamiento de más de 50 obras turísticas en todo el país que serán dinamizadoras de la actividad, que aportarán al cambio de paradigma que necesita el sector donde la demanda será cada vez más naturaleza y que forman parte de una estrategia de desarrollo turístico sostenible donde se impulse el progreso económico en consonancia con la Justicia Social y en el marco de los límites ecológicos del planeta pensado en el posicionamiento de Argentina como un destino mundial. 

La primera y principal pata de apoyo será un “Fondo de Auxilio y Capacitación Turística” (FACT), por 2.600 millones de pesos, financiado en un 80% por un crédito del BID (que recientemente confirmó al propio presidente Alberto Fernández que aportará USD 1.800 millones en créditos para la Argentina). Este fondo tiene como objetivo de corto plazo preservar las empresas y proteger los empleos del sector por 6 meses para poder llegar al momento de la normalización del turismo. Como contraparte tiene un objetivo de mediano plazo que consiste en contraprestaciones que deberán cumplir los beneficiarios que implican capacitaciones virtuales del personal, mejoras de accesibilidad idiomática y adaptaciones de Seguridad e Higiene para el contexto post Covid-19. 

Serán elegibles las Micro y Pequeñas y Medianas Empresas (MiPymes) que sean “alojamientos, servicios de restaurantes vinculados al turismo y agencias de viajes que presenten una situación crítica mediante la declaración de ingresos totales del mes de abril de 2020 comparados con los del año anterior”.

La ayuda será a través de Aportes No Reintegrables que financiarán gastos elegibles como salarios del personal de la empresa; gastos operativos como alquileres, electricidad, agua, gas e internet; servicios de consultoría que ayuden a la empresa a negociar un financiamiento o a adaptar los servicios ante la nueva situación; servicios asociados al desarrollo o actualización de material promocional. 

Plan de Auxilio, Capacitación e infraestructura para el Turismo

Para el pago de salarios, los beneficiarios recibirán “cómo máximo el proporcional del equivalente a un “Salario Mínimo, Vital y Móvil” (SMVM), actualmente en $ 16.875 por empleado durante 6 meses”. Para acceder a estos aportes, las empresas deberán comprometerse a mantener su nómina de personal al menos durante 6 meses y deberán cumplir también requisitos de “Capacitación, Accesibilidad Idiomática y Seguridad e Higiene para el contexto post-Covid-19″.

El “carácter federal” del programa, dice el documento, implica que “todas las provincias deberán tener al menos un mínimo de empresas beneficiadas”. La selección de MiPymes con derecho a estos aportes se hará en base a criterios de “Ubicación geográfica en corredores turísticos (60%), Inclusión social (20%), Equidad de género (10%) y Red de MiPyMEs turísticas (10%)”, según un esquema a definir. A su vez, al menos 70% de los empleados de las empresas receptoras de fondos FACT deberán realizar capacitaciones de 120 horas sobre “Nociones de Higiene y Seguridad para Actividades de Turismo”, “Accesibilidad Turística” y “Turismo Responsable y Género”.

Monotributistas y Autónomos

La segunda pata del plan oficial es un “Fondo Complementario” más modesto, de $ 100 millones, destinado a “autónomos y monotributistas que acrediten debidamente su trabajo para el sector turístico. Aquí la ayuda será de un plazo más breve: los beneficiarios recibirían un SMVM mensual durante 3 meses. De vuelta, los criterios de selección serían “ubicación geográfica en corredores turísticos, inclusión social, equidad de género, certificaciones que acrediten su rol en el turismo y que posean aval municipal o provincial vigente”.

El último componente del programa será el “Fondo 50 destinos” que consta de $1.200 millones de pesos originarios de la recaudación del impuesto PAIS. Se destinarán aproximadamente $50 millones por provincia para llevar adelante obras de infraestructura turística que apunten a dinamizar la actividad con mejoras que fortalezcan la oferta turística y fomenten la competitividad sectorial. 

El Plan apunta a financiar proyectos de acuerdo con uno o varios de los siguientes criterios: 

➔  Que mejoren y diversifiquen la oferta y la desestacionalización turística.

➔  Que se ubiquen en los espacios turísticos destacados.

➔  Obras fiables, sostenibles, resilientes y de calidad.

➔  Que aporten al cambio que requiere el turismo para recuperarse de la crisis actual.
Complementariamente a las obras, en cada destino se prevé la presentación de un plan de desarrollo turístico a fin de:

➔  Ayudar a diversificar la oferta.

➔  Potenciar los productos existentes en el destino.

➔  Proponer circuitos integradores que promuevan los desplazamientos entre destinos cercanos.

➔  Promover la generación de actividades turísticas complementarias.

Los hoteleros somos proveedores de experiencias

Soy una gran admiradora de Tom Peters. Tuve la oportunidad de asistir a algunos de sus seminarios, dictados en Buenos Aires hace ya algún tiempo. Leí sus libros. Hoy lo sigo leyendo, pero a través de su web. Y esta frase de Tom Peters es una de mis favoritas: “Wow! Now! ” (sorprenda! ahora!)

Por que me gusta tanto? Por que apela a nuestro sentimientos y se aplica tanto a servicios como a productos.

Como consumidores estamos buscando que nos sorprendan. Y este factor sorpresa hará que compremos un producto o consumamos un servicio. No sabemos cual es la sorpresa. A veces ni la esperamos, pero si aparece, seguramente nos habremos enamorado de la marca que consiguió sorprendernos.

Puede haber factor sorpresa en un servicio? Seguramente. Pero primero tendremos que partir desde el principio: Que es el servicio? Hay una simple ecuación que lo define:

Servicio = Expectativa-Percepción

O sea, lo que nuestros huéspedes esperan, se contrasta con los que realmente perciben. Lo que resulte de esta ecuación será lo que nuestro huésped piensa de nosotros y principalmente de nuestro servicio.

Y aquí es donde encontramos el gran problema, o la gran oportunidad: lo que los huéspedes perciben, lo que los huéspedes esperan esta relacionado con sentimientos y con emociones. Como medimos los sentimientos? Como cuatificamos las emociones?

A medida que crece la competencia, y cada dia crece mas y mas, tenemos que darnos cuenta que en la hoteleria ya no se trata simplemente de hacer un producto de calidad o de dar un servicio de calidad. Tenemos que ir mas alla de esto y tomar conciencia que somos proveedores de una experiencia. Y esta experiencia esta relacionada con una historia, con un estilo de vida, con la capacidad de generar emociones. Las historias apelan a nuestro corazon, a nuestro espiritu, no a nuestro cerebro.

Esto le da una nueva dimensión a nuestro trabajo: mas que ser proveedores de un lugar para descansar, los hoteleros somos proveedores de un estilo de vida. Por ejemplo, Club med es mas que un resort. Es un medio para redescubrirse y para reinventar una nueva personalidad cuando estamos de vacaciones.  Los huespedes estan buscando experiencias que conecten con sus pensamientos y filosofia de vida. La lealtad de los huespedes entonces estara ligada a las emociones mas que en las ofertas basadas en incentivos.

Entonces, cual es la experiencia que su hotel esta vendiendo? Que emociones estamos generando? Que historia estamos contando?

Si queremos diferenciarnos tendremos que encontrar la respuesta a estas preguntas.

En hotelería ser original es un imperativo competitivo

En Hotelería, ser original no solo es una buena estrategia: es un imperativo competitivo.

Parece una verdad de perogrullo, pero es algo que no termina de ser aceptado en la práctica: para diferenciarse, hay que ser original. Esto es algo que no todos los hoteleros aplican en Argentina, y por eso terminan copiando las estrategias de los colegas.

No sólo esta practica es totalmente negativa para quien la hace, sino que al mismo tiempo termina en un mediano plazo, rompiendo el mercado. 

Lo peor de todo es que quien copia estrategias se está perdiendo una única oportunidad de diferenciarse del resto y ser único. Y aquí es donde el término “imperativo competitivo” toma su mejor sentido: llamamos imperativo competitivo a aquella característica que hace que un hotel o proyecto sea único, diferente.

Por que entonces un hotel decide copiar la estrategia de otro? Tengo varias teorías al respecto:

  1. Por comodidad: es mas fácil y mas cómodo copiar o imitar lo que aparentemente le esta funcionando a la competencia.
  2. Por no quedarse afuera de algo que “esta aparentemente de moda”: pertenecer tiene sus privilegios, sentenciaba una vieja publicidad. Muchos hoteleros siguen pensando lo mismo, quizás es por esto que copian la estrategia que esta desarrollando aquel hotel al cual admira. Efectivamente, lo admira y casi me atrevo a decir que lo envidia. Envidia la originalidad y sobre todo, la creatividad de quienes están al frente de ese hotel.
  3. Por falta de capacidad y preparación: este caso, a diferencia de los otros dos, es reversible, ya que con un buen asesoramiento se puede revertir. No es un problema de actitud, como los otros dos casos.

En los tiempos que corren es cada vez mas necesario ser creativos e ingeniosos, y sobre todo, atreverse a ser diferentes para poder fidelizar clientes y captar nuevos. 


Que es la consultoría hotelera?

La consultoría hotelera es una disciplina que últimamente se ha “puesto de moda”. Sin embargo, hace ya más de 100 años que se efectúa esta práctica. Básicamente, la tarea de un consultor hotelero consiste en asesorar profesionalmente a inversores o personas interesadas en ingresar al negocio como así también ayudar a hoteles que están en funcionamiento.

Tomar esta decisión es una excelente inversión: en el caso de proyectos hoteleros, sirve para saber si conviene o no ingresar al negocio y de qué forma. En el caso de propiedades en funcionamiento, se obtiene ayuda profesional y una opinión imparcial e independiente del negocio.

La clave de un buen consultor consiste en los años de experiencia que tenga en la operación hotelera y en el negocio en general. Por esto es que siempre se recomienda contratar un profesional experimentado, para poder tomar decisiones correctas en tiempos adecuados, considerando los diferentes escenarios cambiantes y entornos competitivos.

Si se estás planificando ingresar al negocio, un buen consultor hotelero podrá asesorarte para:

  • Conceptualizar y desarrollar el proyecto adecuado a la necesidad del mercado y de la localización.
  • Efectuar estudios de mercado.
  • Desarrollar los estudios de viabilidad y factibilidad del proyecto (¿Es conveniente efectuarlo? ¿Cuál será su rentabilidad?)
  • Realizar el Plan de Negocios & Plan de Desarrollo.

En el caso de establecimientos en funcionamiento, el trabajo profesional de un consultor hotelero  proporciona las herramientas necesarias para mejorar los resultados operativos y adecuarse a las demandas actuales, sin perder de vista el objetivo de incrementar los niveles de rentabilidad del negocio, mediante:

  • el desarrollo de programas de marketing y ventas
  • la gestión operativa del hotel
  • la promoción
  • la capacitación y el entrenamiento

En definitiva, los servicios de un consultor proporcionarán una mirada nueva sobre la industria, que ayudan a reorganizar prioridades y realizar los cambios necesarios para poder destacarse en el entorno competitivo reinante y obtener el éxito deseado.

Después de todo, esto es lo que un negocio necesita.

Por qué conviene monitorear los comentarios online?

Algunas organizaciones simplemente hacen seguimientos para ver las conversaciones. Y para otros, solo se trata de monitorear sentimientos, ver el alcance del mensaje, el servicio al cliente, comentarios, etc.  Los consumidores esperan algún nivel de participación. Algunas empresas sólo responden a las preguntas directas recibidas a través de blogs, Twitter, Facebook, etc. pero ignoran los comentarios. Encontrar el equilibrio adecuado entre la participación y la observación es uno de los grandes retos de toda la actividad realizada en los medios sociales.

Entonces, por qué conviene monitorear los reviews online?

Los consumidores estan hablando cada vez más de su hotel en los múltiples canales online, como TripAdvisor, Expedia, Priceline, Travelocity, etc, y en los medios sociales como Facebook, Twitter, Instagram y Youtube. Si usted siente que es abrumador, es importante saber que estamos sólo al comienzo de la inminente explosión de medios sociales y la actividad online de estos canales está destinado a aumentar.

Algunas de las razones por las que los hoteleros deberian prestarle atención a esta tendencia son:

  1. Monitorear conversaciones: la gente está hablando acerca de tu hotel. Si no participas de la conversación, queda abierta la posibilidad que la gente esté diciendo cosas que no sean particularmente ciertas. Por otro lado, es posible que te pierdas la oportunidad de conocer lo bueno que la gente opina de tu propiedad
  2. Reservas de habitaciones: la mayoría de los consumidores chequean los comentarios online y prestan especial atención a las recomendaciones de sus amigos antes de reservar habitaciones.
  3. Posicionamiento en los motores de búsqueda: Google y otros motores de búsqueda importantes están dando cada vez mayor importancia a los comentarios para el posicionamiento de un hotel en los resultados de búsqueda.
  4. Construcción de una base de clientes leales que proporciona una retroalimentación constante: la interacción online con tus clientes te ayudará a construir una base de clientes leales. Estos canales online proporcionan información en tiempo real sobre lo bueno y lo malo de tu hotel. Puedes utilizar lo bueno para promover aún más el hotel, y lo malo para mejorar tus operaciones.

En resumen, los reviews y comentarios online seguirán aumentando en importancia y tendrá un impacto directo en sus ingresos y rentabilidad.

Ahora, cuáles son los Key Performance Indicators (indicadores de desempeño) que un hotel deberia seguir?

Hay varios indicadores de desempeño que el hotel puede controlar y tener en cuenta:

•Total de comentarios

Es importante que los hoteles obtengan más comentarios online ya que estos forman parte importante del posicionamiento en los motores de busqueda. Los hoteles deberían alentar a los clientes a dejar más comentarios sobre los diferentes canales online. La triste realidad es que la mayoría de la gente que tiene una experiencia positiva en un hotel tienen menos probabilidades de dejar un comentario que aquellos que son vengativos en su pensamiento. Por lo tanto, es una iniciativa clave para alentar a todos sus clientes para dejar comentarios online.

•Críticas positivas frente a las críticas negativas

En general, la mayoría de la gente entiende que es imposible mantener a todos los clientes felices todo el tiempo. La regla de oro es que si el 70-80% de los reviews son positivos, eso es considerado favorablemente por los consumidores. Sin embargo, si el 70-80% de los reviews son negativos, hay un problema relacionado a la operación del hotel que necesita atención. Los hoteles debería prestar especial atención a la identificación de los problemas sistémicos que pueden estar causando críticas negativas.

•Las palabras clave que usan las personas al criticar tu hotel

Los comentarios online proporcionan información clave de marketing. Hay que monitorear las palabras clave positivas, para poder usarlas en los mensajes de marketing. Del mismo modo, también conviene encontrar las palabras clave negativas que la gente usa, para poder centrarse en esas cuestiones en sus operaciones.

•Respuestas a comentarios

Se recomienda que el hotel responda todos los comentarios, tanto negativos y como comentarios positivos, siempre y cuando el canal lo permita. Al responder un comentario negativo, se le esta asegurando al huésped que su queja está siendo atendida. Es probable entonces que ese huésped enojado pueda convertirse en un cliente leal. La respuesta a una crítica positiva le permite consolidar aún más su relación con un huésped y crear lealtad hacia el hotel y la marca.

•Posicion frente a competidores

Es una buena práctica comparar el rendimiento de tu hotel frente a tus competidores. Esto da al personal del hotel un objetivo para lograr y también es un indicador de qué tan bien el hotel lo esta haciendo.

Monitorear y seguir los comentarios online es clave y seguirá aumentando en importancia a medida que los motores de búsqueda y los consumidores utilicen estas revisiones para determinar cuales son los mejores hoteles en un mercado.

10 prioridades para manejar en una recesión

1. Tome una mirada más atenta

La industria está adoptando nuevas tendencias y prácticas. Para manejar la crisis con éxito, las compañías hoteleras deben comprender el panorama más amplio y la característica especifica que los hace diferentes.

2. Actúe decisivamente

Durante crisis, la gente puede ser categorizada en tres, de acuerdo a los métodos de respuesta: Los que esperan que las cosas sucedan, los que se preguntan qué ha sucedido y los que planean antes de que las cosas pasen.

A menudo, los lideres de una compañía entran en el tercer grupo. La acción decisiva refiere a la voluntad para la acción preventiva y a tiempo.

No debemos esperar progresos ni adoptar una actitud pasiva. Esto se consigue al centrar fuerzas en la calidad e identificar riesgos potenciales.

3. Revise los números

Esto implica:

•Renegociación de la financiación:

•Maximización del funcionamiento del activo

•Revisión del funcionamiento de las operaciones conjuntamente con la inversión para crear liquidez.

4. Enfoque en lo que realmente importa

Un negocio, por ejemplo, puede tomar ventajas significativas si se da cuenta cuánto energía o recursos gasta en productos, servicios o aún en inversiones que no tienen ningún retorno. Una reducción total de precios es raramente la solución.

5. Maneje los costos

Por la gestión del costo, nos referimos al ahorro apuntado de recursos financieros, no a cortes generalizados en todas las operaciones.

Para alcanzar esto, sería útil, por ejemplo, identificar procedimientos complejos y simplificarlos o redefinirlos con el objeto de mejorar el desempeño.

6. Manejo de la información

Especialmente durante la crisis, el acceso a la información confiable es más importante que nunca. Es extremadamente importante que los profesionales de la industria del turismo y las autoridades tengan acceso a la información apropiada que refleja tendencias y perspectivas, no sólo en el mercado interior sino también a nivel global y mundial. De esta manera, el proceso de toma de decisiones mencionado en el punto 1 será basado en hechos, no en hipótesis.

7. Planifique para diferentes escenarios

Aquellos que administran para diferenciarse -como así también aquellos que pueden navegar con éxito a través de circunstancias negativas e inesperadas -son los que muestran flexibilidad, adaptabilidad y capacidad para planear y desarrollar escenarios financieros y estratégicos alternativos. La creación de una comisión administradora de crisis/emergencias es imprescindible.

8. Reconozca el valor de su gente

Un factor clave de éxito es la existencia de la comunicación eficiente, bidireccional y la evaluación. Los que se distinguen son aquellos que puedan dar respuestas a preguntas como:

¿Quién es el empleado en la industria? ¿Es esta gente la mejor o la menos mala? ¿Cuál es su cultura? Cuáles son sus expectativas? ¿Qué esperamos haber alcanzado para el final del día?

El entrenamiento y los incentivos apropiados son igualmente importantes en términos de aprovechamiento del potencial de recursos humanos.

9. Tenga a los accionistas de su lado

Evalúe el probable impacto del descenso en sus accionistas. La opinión es a menudo realidad, así que el mantener un dialogo regular y abierto es esencial.

10. Tome ventaja de las oportunidades

Los hoteleros y el resto de los operadores de la industria turística deben tener una perspectiva a largo plazo. No hay más sitio para las prácticas miopes y a corto plazo. Las actitudes que buscan el éxito rápido están condenadas a fallar.